• La Universidad de Vigo incorpora, gracias al programa Oportunius, a dos jóvenes investigadores galardonados con las prestigiosas becas europeas 'Starting Grant'
  • Sus investigaciones produndizarán en modelos económicos alternativos y en las interacciones entre geografía, clima y vida
04
Sep
2020
Investigación

El programa Oportunius, enmarcado en la Estrategia Retorna 2020 promovida por el gobierno gallego, nació con el objetivo de generar, captar y retener talento investigador en nuestra tierra. Una meta que vuelve a alcanzar gracias a la incorporación, a la Universidad de Vigo, de dos jóvenes investigadores seleccionados en las prestigiosas becas europeas 'Starting Grant': Mario Pansera y la gallega Sara Varela.

Estas becas, otorgadas por el Consejo Europeo de Investigación, abarcaron en su última convocatoria a 436 proyectos ganadores, 23 de ellos de España. “Son unas ayudas tremendamente competitivas, es cómo ganar una medalla en las Olimpiadas”, destaca la vicerrectora de Investigación de la Universidad de Vigo, Belén Rojizo. 

Gracias a ellas, y lo largo de los próximos cinco años, el italiano Mario Pansera llevará a cabo una investigación que tiene como objetivo analizar como sería una sociedad capaz de prosperar sin necesidad de un crecimiento económico continuo, explorando “nuevas formas de organizar la producción más sostenibles y justas”. Por su parte, Sara Varela retornará a su Vigo natal para desarrollar una línea de trabajo que, a través de la interacción entre clima, geografía y vida, busca avanzar en el conocimiento de los procesos que llevan a la aparición y desaparición de especies. Ambos proyectos suman, cada uno, 1,5 millones de euros para su desarrollo

"Un futuro científico muy prometedor"

“La incorporación de estos dos investigadores significa la apertura de un futuro científico muy prometedor y puntero en la UVigo, tanto en el ámbito de las ciencias sociales, en el caso de Mario Pansera, como en el ámbito científico, en el de Sara Varela”, razona Rojizo, que recuerda que sus proyectos traerán aparejada la “atracción de más talento” con la incorporación de otros “investigadores relevantes”, así como “un incremento de las publicaciones en revistas de prestigio”, que redundará “en un mejor posicionamiento en los rankings de la UVigo”.

Para Pansera, actualmente profesor ayudante en la Universitat Autónoma de Barcelona supone “una oportunidad única para acelerar mi carrera académica”. Prospera (Prospering without growth: Science, Technolohy and Innovation in a post- growth era) es el nombre de un proyecto que, en sus propias palabras, “abre la posibilidad de crear en la UVigo un grupo de investigadores muy bien conectados a nivel internacional” y que fue uno de los 126 seleccionados en la línea de Ciencias Sociales y Humanidades.

Tras doctorarse en Management por la Universidad de Exeter, Pansera desarrolló una estancia post doctoral en Bruselas, a través de una bolsa Marie Curie, para luego trabajar cómo investigador en la Universidad de Bristol. La investigación e innovación responsable (RRI) y la innovación para la sostenibilidad centran las líneas de trabajo de Pansera, que se incorporará a la UVigo a comienzos de 2021.

Meses antes retornará a Vigo Sara Varela, actualmente investigadora en el Museo de Historia Natural de Berlín. Tras licenciarse en Biología en la UVigo y realizar su tesis de doctorado en el Museo Nacional de Ciencias Naturales de Madrid, su labor investigadora la llevó a la República Checa, Brasil y Alemania, antes de obtener con esta bolsa a oportunidad de “consolidar mi carrera como investigadora”. “ES una oportunidad única para desarrollar un proyecto multidisciplinar y complejo, que necesita de un equipo grande y estable de investigadores", destaca Varela. 

Sara Varela
Clima, geografía y evolución para predecir extinciones

“Hacer una síntesis del conocimiento que tenemos sobre biogeografía (donde habitan las especies) y evolución (cuando cambian las especies) de la vida en la Tierra” es el propósito central del “ambicioso” proyecto que Sara Varela desarrollará gracias a esta bolsa y que, reconoce, “abrirá nuevas posibilidades de trabajo en Galicia en temas de palomacroecoloxía y palobioxeografía”. La idea, añade, es estudiar “cómo interactúan el clima, la geografía y la vida, modificándose los unos a los otros”, con un primero objetivo de generar “mapas paleoclimáticos para los últimos 540 millones de años, que a su vez permita “programar un modelo que simule los mecanismos de diversificación de la vida”.

De este modo, el objetivo final, señala, “es comprobar si entendemos los procesos que generan diversidad lo suficiente para poder predecir dónde y cuando aparecen y desaparecen las especies” Para llevar a cabo este proyecto, contará con la colaboración del Potsdam Climate Institute alemán y de investigadores del Reino Unido, Brasil y Bélgica. También colaborarán en el proyecto la ilustradora Cirenia Arias Baldrich y el ‘paleoartista’ Douglas Henderson, lo que hará posible divulgar, explica Varela, “no solo los resultados de nuestra investigación, sino como es nuestro trabajo día a día”.

En ese sentido, está prevista la realización de una serie de vídeos y de una exposición sobre la vida en la Tierra, “para hablar del movimiento de los continentes en el tiempo, de los eventos climáticos del pasado y de las especies que habitaban el planeta en tenemos remotos”, en la que contarán con la colaboración de Henderson.

Mario Pansera
¿Es posible prosperar sin crecer?

Partiendo del cuestionamiento de si las economías pueden crecer eternamente y si ese crecimiento económico perpetuo es “factible y deseable”, Mario Pansera centrará su investigación en “explorar como sería una sociedad que prospera sin necesidad de aumentar de manera indefinida indicadores como el PIB”. El investigador se pregunta en este proyecto si “habría espacio para la innovación en un modelo “ postcrecimiento”, ya que, a su juicio, “desvincular la innovación del crecimiento es la clave para imaginar una era” no basada en un crecimiento “insostenible”.

Pansera incide en ese sentido en que innovar se ha convertido “en un imperativo para la supervivencia y expansión de cualquiera forma de organización”, por lo que serán precisas “nuevas narrativas para la innovación”, que vayan más allá de la tecnología e impliquen un “cambio cultural e institucional”. De este modo, su investigación buscará dar respuesta a las preguntas de “cómo serían las organizaciones en un sistema que no se basa en un crecimiento sin fin; qué niveles de complejidad tecnológica podemos alcanzar en una economía que no crece; y qué políticas, infraestructuras y formas organizativas se precisan para este nuevo paradigma de la innovación”.

De este modo, el proyecto seleccionado por el ERC, destaca, “crea las condiciones para que la UVigo se ponga en primera línea en la investigación sobre economías y organizaciones alternativas, centradas en el bienestar de las personas y no en la maximización de los beneficios económicos”, permitiendo explorar, “en tiempos del Covid-19, nuevas formas de organizar la producción que sean más sostenibles y justas”.

Compartir