• A partir del Año Nuevo, la vida y la movilidad entre ciudadanos de Europa y del Reino Unido no será la misma. Hoy te explicamos algunas de las principales consecuencias del Brexit como los visados, los permisos de conducir, el Roaming o la convalidación de títulos
28
Dec
2020
Brexit salida

Durante mucho tiempo, el Brexit ha ido ganando terreno en nuestras vidas, hasta el punto de convertirse en una palabra casi familiar. Su origen -acrónimo de Britain (Gran Bretaña) y exit (salida)- hace referencia, como ya todo el mundo sabe, al proceso de salida de Reino Unido de la Unión Europa. Un largo camino que se formalizaba hace pocos días tras meses de negociación final, y que, como cualquier separación o divorcio, tendrá consecuencias en la vida diaria, tanto de los gallegos que residen en el Reino Unido, como de aquellos que opten por las islas para aprovechar su tiempo libre.

Así, el período de transición para el Brexti, previsto hasta el 31 de diciembre de 2020, llega a su fin, por lo que a partir del próximo viernes, primer día de 2021la situación no volverá a ser igual para los ciudadanos, en función de la orilla del canal de La Mancha en la que se encuentren. A continuación te ofrecemos respuestas a algunas de las principales dudas que se pueden plantear. 

Visados

El 1 de enero desaparece la libre movilidad de personas desde cualquier país de la Unión Europea hacia el Reino Unido, y viceversa. Los comunitarios ya no podrán mudarse para trabajar o estudiar a las islas británicas como hasta ahora, debiendo disponer de un visado de residencia o trabajo. Para obtenerlo, tendrán que demostrar sus conocimientos del inglés y tener un contrato de trabajo con una empresa ubicada en el Reino Unido con más de 25.600 libras anuales (27.900 euros).

En el caso de los turistas, la movilidad hacia las islas seguirá siendo igual, salvo que la entrada en Reino Unido llevará más tiempo al deber pasar por los controles migratorios, teniendo que acreditar el pasaporte en regla

En cuanto a la duración de los viajes, los ciudadanos podrán pasar sin visado un máximo de 90 días al año en Reino Unido, o en cualquier destino de la Unión Europea si vienen desde Gran Bretaña. En el caso de empresarios, la cifra asciende hasta los 180 días al año.

Titulaciones

A partir de la entrada en vigor del Brexit, no se reconocerán automáticamente los títulos universitarios, tanto en el Reino Unido con respecto a las universidades europeas, como en cualquier país de los veintisiete con relación a las universidades británicas. 

En este sentido, los profesionales deberán convalidar sus estudios ante la autoridad competente para poder ejercer su profesión. 

Aeropuerto
Pasaporte
Tráfico
Conducir

Los permisos de conducir se verán afectados también por el Brexit. Así, aquellos que residáis en Reino Unido y tengáis coche, si queréis seguir conduciéndolo deberéis canjear el carnet por uno británico.

Lo mismo deben hacer los británicos residentes en la Unión Europea. Así, por ejemplo, quienes vivan en España tendrán hasta junio para intercambiar su documento por uno emitido por la Dirección General de Tráfico (DGT). 

Sanidad

Quienes residáis en las islas, y los británicos que se encontrasen en la Unión Europea antes del Brexit, mantendrán, como hasta el momento, su derecho a la sanidad pública en sus lugares de residencia.

Sin embargo, los turistas, o aquellos viajeros que deban desplazarse por motivos de negocio, deberán contratar un seguro privado para viajar al Reino Unido. Lo mismo deberán hacer los británicos que vengan hacia Europa.

Roaming

La normativa europea sobre servicios de telefonía y datos, que tras años de esfuerzo y negociaciones logró poner fin a las tarifas adicionales cuando se salía de un país a otro de la Unión Europea, pierde su vigencia en el Reino Unido.

A partir de enero los ciudadanos tendrán que esperar a ver qué tipo de acuerdos imponen los operadores y qué consecuencias en la tarifa supondrán en los distintos desplazamientos. 

CONOCE AQUÍ TODOS LOS DETALLES 

Brexit 2
Compartir